jueves, mayo 30, 2024

    Un canto a la naturaleza, la sostenibilidad y el cromatismo en la obra de Mónica Sánchez-Robles

    ELVIRA RILOVA mirando a MÓNICA SÁNCHEZ-ROBLES

    Mónica Sánchez-Robles es artista multidisciplinar y desde hace un par de años ejerce también como directora del Centro Cultural Ras de Terra que imaginó y puso en marcha en el maravilloso entorno de la comarca de La Vera, en Cáceres. Licenciada en Bellas Artes por la Universidad Complutense de Madrid, obtuvo su postgraduado en Parsons, Paris School of Art. Ha expuesto en galerías, museos y ferias de Francia, España, Suiza, Italia, Estados Unidos, Reino Unido, y México.
    Su delicado trabajo se sustenta sobre dos pilares; la relación del ser humano con la naturaleza y la gestión de las emociones a través del cromatismo, todo ello atravesado por su profunda conciencia ecológica y compromiso con la sostenibilidad. Estos intereses se plasman en diferentes disciplinas; desde la fotografía al video, pasando por la instalación o el dibujo.

     

    Iceberg I, Groenlandia 2016- Mónica Sánchez- Robles

    Iceberg I, Groenlandia 2016- Mónica Sánchez- Robles

     

    Como fotógrafa, su cámara ha recogido con frecuencia paisajes sublimes; panoramas formados por milenarios movimientos telúricos y entornos labrados por la fuerza del hielo y del fuego de Islandia, o la parte mas árida de Trafaoute, en el medio Atlas marroquí. Entornos por los que Mónica Sánchez-Robles nos guía, como si el espectador fuera un personaje más del entorno en perfecta unión y compromiso con la Naturaleza.

     

    Plenitud, Marruecos 2009 Serie: Un paseo por el desierto Mónica Sánchez-Robles

    Plenitud, Marruecos 2009 Serie: Un paseo por el desierto Mónica Sánchez-Robles

     

    Para Mónica Sánchez-Robles también existe la urgencia de dibujar el paisaje fotografiado, es su manera de comprender sus líneas, el esqueleto de las hojas, recordar su olor, su temperatura, y no olvidar las sensaciones que le ha generado. Elaboradas a modo de cahier de voyage, sus acuarelas crean secuencias que fluctúan entre lo figurativo y lo abstracto, dejando al espectador la libre interpretación de la pieza.

     

    Dignidad y belleza, Dahkla, Marruecos 2011 Serie desde el Negro. Mónica Sánchez-Robles

    Dignidad y belleza, Dahkla, Marruecos 2011 Serie desde el Negro.
    Mónica Sánchez-Robles

    Mónica Sánchez-Robles reflexiona a menudo acerca de la contaminación de los ecosistemas y sus consecuencias. A través de inmensas masas de hielo flotando a la deriva fundiéndose debido al calentamiento global, utiliza la doble imagen invertida de un iceberg sobre otro para incidir en que la parte del iceberg por encima de la línea de flotación está evaporándose en la atmósfera. La serie se completa con fotografías, expositores luminosos vintage reciclados -elementos a los que la artista recurre con asiduidad-, leds con las palabras Look, y Calm, Todo ello es una llamada al equilibrio que sutilmente en la balanza terminará por ceder hacia un lado ¿Cuánto durará? Todo indica que toda esa riqueza y belleza no dejará rastro.

    Stokkness, Islandia 2008 Mónica Sánchez-Robles

    Stokkness, Islandia 2008
    Mónica Sánchez-Robles

    En uno de sus últimos trabajos El Leguaje de los árboles apela a la versatilidad que le ofrecen soportes instalativos como lámparas unidos a la delicadeza de las acuarelas, para que a través de la luz y los colores que le imprime, los árboles puedan actuar como espejos de la emocionalidad de manera que se invita al público a experimentar sus propias sensaciones.

    El lenguaje de los árboles I, Madrid 2021 Instalación Mónica Sánchez-Robles

    El lenguaje de los árboles I, Madrid 2021
    Instalación
    Mónica Sánchez-Robles

    Y es que otro de los pilares del trabajo de Mónica gira en torno a la emociones. Mónica Sánchez-Robles se encontraba en uno de esos periodos oscuros que a veces nos pone la vida cuando de manera casi terapéutica decidió indagar sobre su propia emocionalidad utilizando recursos artísticos. Esta enseñanza le hizo adquirir cierta distancia sobre sus propias emociones y es entonces cuando decide embarcarse en una pesquisa sobre como las sensaciones y los estados de ánimo se asocian a la práctica artística, a través de algunos de los elementos más básicos de la plástica como son la luz y el color. Colors of emotions es, en definitiva, el colofón de esta investigación que Mónica Sánchez-Robles ha desarrollado durante los últimos años y que se realizaría en tres fases: Colors of emotions I, Color of Emotions II: luz interior y Color of Emotions III: Human Being (que aún sigue en proceso).

    Rocío, Madrid 2016. Proyecto color of emotions - Mónica Sánchez-Robles

    Rocío, Madrid 2016. Proyecto color of emotions – Mónica Sánchez-Robles

    Por último, sería imposible no hablar del proyecto vital en que Mónica Sánchez-Robles se embarcó junto con su socio y pareja Juan Urquiola y que le ha llevado a desarrollar una faceta inesperada, la de directora de un proyecto cultural. El Centro Ras de Terra, situado en la comarca de La Vera, Cáceres, abrió sus puertas el pasado mes de septiembre de 2021, y desde marzo del mismo año es uno de los socios estratégicos de la Nueva Bauhaus Europea, una iniciativa diseñada por la Comisión Europea para transformar el entorno en uno más sostenible con mayor valor social.
    Ras de Terra centra sus actividades en torno a proyectos creativos que aúnan la Cultura, en su sentido más amplio e inclusivo, permacultura y regeneración de la tierra e iniciativas sobre cambio climático,- una de las temáticas en las que Mónica habría trabajado ampliamente y que puede por fin materializar en un proceso de integración abierto a la convivencia y la reciprocidad de conocimientos-.

    Ras de Terra centra sus actividades en torno a proyectos creativos que aúnan la Cultura, en su sentido más amplio e inclusivo, permacultura y regeneración de la tierra e iniciativas sobre cambio climático,- una de las temáticas en las que Mónica habría trabajado ampliamente y que puede por fin materializar en un proceso de integración abierto a la convivencia y la reciprocidad de conocimientos-.

    Lugares de abandono, Ras de Terra, La Vera, Cáceres 2021, Instalación. Mónica Sánchez-Robles

    Lugares de abandono, Ras de Terra, La Vera, Cáceres 2021, Instalación. Mónica Sánchez-Robles

    Con Mónica al frente, Ras de Terra promueve una programación de talleres, residencias para artistas y actividades culturales que promuevan valores como ruralidades, sostenibilidad o inclusión.
    La primera actividad que se llevó a cabo en Ras de Terra, fue precisamente la muestra Espacios de Abandono, donde la artista realizó un homenaje a una estructura muy característica de la comarca de La Vera; los secaderos de tabaco. Unas edificaciones varadas en el territorio que tras la paulatina desaparición del cultivo para el que se construyeron se encuentran en estado de abandono y que Mónica Sánchez-Robles utilizó como excusa para realizar una cartografía donde el implacable paso del tiempo era el pilar principal de su narración.

    Acequia 41, Madrid 2022 Instalación Just Madrid- Mónica Sánchez-Robles

    Acequia 41, Madrid 2022
    Instalación Just Madrid- Mónica Sánchez-Robles

    Por último, y dentro de la programación de Ras de Terra, en febrero de 2022, cuatro artistas de la feria JUSTMAD (Isabel Flores, Tamara García, Natasha Lelenco y Rafael Blanco) desarrollaron bajo la dirección artística de Mónica, un proyecto conjunto sobre el contexto rural en la Primera Residencia Ras de Terra. El resultado de este trabajo colaborativo, Acequia 41 , pudo verse en la Feria Just Mad durante el pasado mes de febrero.

    La obra de Mónica Sánchez-Robles, es en definitiva, un canto a la naturaleza, la sostenibilidad y el cromatismo transmutado en su propio recorrido vital; un universo atravesado por la fuerza de las emociones, un compromiso de constante experimentación.

     

    Scaled. Mónica Sánchez-Robles

    Scaled. Mónica Sánchez-Robles

    Elvira Rilova. Web. Bio en MMM
    Mónica Sánchez-Robles. Web. Bio en MMM

      Leave a Reply