Sandra Paula Fernández: Save the Art!



Natalia Alonso Arduengo
MIRANDO a
Sandra Paula Fernández


 

El cambio climático y la defensa animalista, el consumismo y la omnipresencia de la comida rápida en nuestras dietas, los massmedia y la alienación contemporánea, los roles de género y la explotación sexual de las mujeres… Éstos y otros muchos temas impregnan las escenas de Sandra Paula Fernández (Oviedo, 1972). Las subversivas Blancanieves que pueblan algunos de sus trabajos pueden mutar en zombies o convertirse en Salomés bíblicas corta cabezas. Ya sea desde el humor o desde la más cruda realidad, empleando el punto de cruz o recurriendo a la tecnología, sus obras reflejan que estamos ante una artista no sólo talentosa sino también comprometida.

Tu obra refleja el clima del presente, la sociedad de lo hiper en la que todo se rige por el baremo del grado superlativo: la hiperrapidez, la hipercomunicación, el hipercosumo de masas, la hipersexualización… En definitiva, los tiempos hipermodernos sobre los que reflexionó Liposvetsky ¿Qué recursos empleas para abordar esta temática?

Ronald & Friends es quizá la obra más representativa donde abordo este tema. Vivimos un presente orientado hacia el placer y el hedonismo, enfocado a la consecución inmediata de nuestros deseos. En un mundo donde las normas del pasado y la tradición que guiaban nuestras vidas se han desmoronado y donde el futuro se abre a un desierto que nos provoca apatía y angustia. El puente se ha roto y estamos desorientados. Por eso la acción transcurre en un centro comercial que está siendo atacado por zombis y a la vez liberado por un gran fuego purificador.

Se ha dicho repetidas veces que el exceso de información produce desinformación y esto se aprecia en todos mis cuadros, caóticos y desordenados, donde la acumulación, la superposición, el uso de diferentes perspectivas, los pequeños textos explicativos, en definitiva, el exceso, contribuyen a crear una visión caótica y apocalíptica. La técnica del collage se acomoda perfectamente a esta visión ya que extraigo imágenes de la red que luego redibujo o descontextualizo, también me sirvo de fotografías, fotocopias o imágenes libres de derechos que encuentro en la red. El resultado, sin embargo, es contrario a lo que se plantea en el cuadro porque el observador se detiene, observa, reconoce, pregunta…y se toma su tiempo para ver la obra, lo cual es muy gratificante.

© Sandra Paula Fernández | Natalia Alonso Arduengo | Entrevista | Mujeres Mirando Mujeres | MMM18

Ronald & Friends

En mi caso es una herramienta más que incorporo a mi proceso artístico para explorar nuevas soluciones o amplificar posibilidades de expresión. Gracias a internet y al uso de las nuevas tecnologías, hemos pasado de ser observadores pasivos a estar conectados en tiempo real con el resto del mundo. Las nuevas tecnologías democratizan el proceso creativo y ayudan a transformar la vida. Todos tenemos la posibilidad de crear una obra mezclando, editando y publicando el trabajo a través de las redes. Más allá del gueto del arte todo ser humano puede ser artista al menos de su propia experiencia.

La perspectiva de género es uno de tus pilares, de hecho, dos de tus últimos premios más destacados (Beca Generación AlNorte 2016 y Premio de adquisición en la Biennal Miquel Navarro, Mislata 2017) los has logrado con obras del proyecto “Arte Público: la vida no sólo es coser y cantar” ¿Qué nos puedes contar acerca de este trabajo?

La prostitución es esencialmente violencia contra la mujer, legitima una práctica en la que prevalece una relación de desigualdad en la que la mujer se cosifica de tal manera  que llega a ser en los casos más extremos moneda de cambio, una forma de esclavitud que atenta a  los principios de los derechos humanos, entre ellos, la igualdad de género. Hoy en día creo que se exhibe una doble moral en torno a este tema y estos textos cosidos a mano dan pistas acerca de cómo la sociedad actual lo aborda.

© Sandra Paula Fernández | Natalia Alonso Arduengo | Entrevista | Mujeres Mirando Mujeres | MMM18

La vida no es solo coser y cantar

Al principio me llamaron la atención los pequeños anuncios de contactos insertados en las páginas de los periódicos y que pasan generalmente “desapercibidos” pero que ponen de relieve toda su dureza cuando se muestran a gran tamaño en una sala de exposición. De ahí pasé a las páginas web donde hay textos de todo tipo y en los que la nota predominante son la crudeza y el humor negro.

Por ser reales, me pareció interesante respetar la ortografía y el formato de los textos en la medida de lo posible. Muchos de estos anuncios aún permanecen subidos en la red. Por otro lado las labores tradicionales, entre ellas el bordado, forman parte del ámbito de lo femenino y de lo privado y el punto de cruz siempre ha estado asociado a algo ñoño y bonito, inofensivo,  propio de “amas de casa desocupadas”. Me pareció interesante esta técnica para dar forma a este trabajo por todas las connotaciones que aportaba.

© Sandra Paula Fernández | Natalia Alonso Arduengo | Entrevista | Mujeres Mirando Mujeres | MMM18

La mujer y la naturaleza son las dos grandes víctimas patriarcado y el liberalismo económico. ¿Tiene el ecofeminismo un peso temático cada vez mayor en tu producción?

La dominación y explotación de la naturaleza está ligada a la dominación y explotación de las mujeres a partir de los binomios mujer/naturaleza, hombre/cultura  que el patriarcado establece desde antiguo. Si hay una superioridad de la cultura frente a la naturaleza se infiere una superioridad del hombre frente a la mujer. Esto presupone que somos por esencia emotivas, irracionales, dadoras de vida, cuidadoras… La balanza se inclina por tanto a los valores asociados a lo tradicionalmente masculino.

El ecofeminismo pretende conseguir una igualdad efectiva entre hombres y mujeres y construir un modelo de desarrollo sostenible teniendo en cuenta que somos seres ecodependientes e interdependientes.

Es lo que trato de desarrollar en trabajos como Save the Arctic! o Save the Amazon! , romper con la creencia de poder obtener una felicidad inmediata y hedonista (antes hacías mención a la sociedad de hiperconsumo denunciada por Lipovetsky) construida sobre prácticas increíblemente crueles con la Naturaleza y destructoras del medio ambiente e intentar hacer ver, que ante la crisis climática que nos amenaza hay que desarrollar nuevas formas de relacionarnos con la tierra y con el resto de los seres vivos.

© Sandra Paula Fernández | Natalia Alonso Arduengo | Entrevista | Mujeres Mirando Mujeres | MMM18

Save the Amazon!

Esta nueva conciencia ecológica y ética aboga por un cambio de actitud hacia los animales que pasa por cuestionar y cambiar de manera radical la forma en la que nos relacionamos con ellos. En este sentido, una de las exposiciones más emocionantes en las que he participado fue  la primera edición de Capital Animal, proyecto ideado por Rafa Doctor en 2016  y que supuso un  revulsivo en la manera de enfocar y repensar mi trabajo.

En tu obra es posible rastrear la influencia de la mitología de la Antigüedad Clásica e incluso de la iconografía bíblica. ¿A qué más fuentes recurres? Y, en el caso del arte contemporáneo, ¿cuáles son tus principales referentes?

Mis fuentes y mis referentes son variados. Te dejo una lista: Jane Goodall, Ruth Toledano, Nancy Spero, Judith Butler, Agnes Varda, Alicia Puleo, Vandana Shiva, El Caballo de Nietzsche, Jane Campion, Clara Campoamor, Ana Mendieta, Silvia Plath, Sofonisba Anguissola, Virginia Woolf, Hanna Arendt, María Blanchard, Violeta Parra, Wislawa Szymborska, Joyce Carol Oates, Niño de Elche, Louise Bourgeois, Coetzze…

© Sandra Paula Fernández | Natalia Alonso Arduengo | Entrevista | Mujeres Mirando Mujeres | MMM18

Ronald & Friends. Detalle

© Sandra Paula Fernández | Natalia Alonso Arduengo | Entrevista | Mujeres Mirando Mujeres | MMM18

Ronald & Friends. Detalle

© Sandra Paula Fernández | Natalia Alonso Arduengo | Entrevista | Mujeres Mirando Mujeres | MMM18

I am sexy

© Sandra Paula Fernández | Natalia Alonso Arduengo | Entrevista | Mujeres Mirando Mujeres | MMM18

Enfermera

© Sandra Paula Fernández | Natalia Alonso Arduengo | Entrevista | Mujeres Mirando Mujeres | MMM18

Salomé.

Sandra Paula Fernández. Web
Natalia Alonso Arduengo. Web