NEREA UBIETO mirando a OLALLA GÓMEZ

Olalla Gómez es una de esas artistas de las que no me canso de hablar y promover. En primer lugar, porque es una creadora íntegra, de obra coherente y comprometida y, en segundo, porque de vez en cuando hay que pegarle una buena sacudida al cajón de las olvidadas. Sí, sí, sé bien de lo que hablo, la repercusión de su trabajo está muy lejos de corresponderse con su potencial real. Lamentablemente, no es la única ni la última.

La visibilidad en el mundo del arte es una batalla dura que depende de muchos factores y no sólo del trabajo bien hecho: suerte, contactos, tendencias y autopromoción, por citar algunos. De esto último, Gómez no sabe mucho, por no decir nada…Puede estar absorta en sus proyectos durante horas, pero dedicarle tiempo a eventos y citas artísticas es otro cantar.

Recientemente, hablaba con una amiga comisaria de la importancia de pregonar los méritos cuando se socializa en las inauguraciones. La pregunta por excelencia que nunca falla – ¿en qué estas ahora? –, se convierte en una cuestión prioritaria, pero completamente vacía de contenido e interés efectivo. Lo cierto es que se trata de una pregunta reflejo que solo busca sacar a relucir los logros de aquel que la formula, nada más. Sin embargo, este tipo de conversaciones y otras muchas micro-acciones, cargadas de parafernalia, son necesarias para posicionarte en el mercado del arte.

Quizá este es el quid de la cuestión: Olalla Gómez diferencia radicalmente el arte de su mercado, al que apenas presta atención. El arte – dice –, es como el feminismo, un modo de pensar y comunicar, una forma de estar en el mundo. Su forma de abordarlo es siempre desde la honestidad, situándose en primera persona y con una mirada crítica. Buena muestra de ello es una de sus últimas obras, Curriculum en blanco, un conjunto de vídeos que surge de una necesidad inaplazable: subsistir económicamente cuando te dedicas al mundo del arte, pero éste no te da para vivir.

Su estrategia durante este último año ha sido profesionalizarse como pintora de brocha gorda y embellecer las casas de otros para poder pagar el alquiler a final de mes. Por descontado, en su tiempo libre ha seguido desarrollando su obra porque es lo que realmente le apasiona y, parece ser que, en este entusiasmo – como apunta Remedios Zafra – habita parte del pago por el ejercicio creador.

© Olalla Gómez | Nerea Ubieto | presentaciones | Mujeres Mirando Mujeres | MmiraM19

CV en blanco. Videoacciones. 2018

La pieza es un gesto de empoderamiento frente a la situación de precariedad en el ámbito artístico. En cada una de las casas en las que trabaja, la artista escribe una línea de su curriculum en color blanco para a continuación pintar encima y hacerla desaparecer.

En las profesiones relacionadas con la creación, las líneas que se van sumando al curriculum parecen no contar, es como si siempre estuviese en blanco. La obra visibiliza este problema invisibilizando con un monocromo los hitos de la carrera de la artista: Licenciatura en Bellas Artes, Master en Investigación en Arte, Beca Vegap. El curriculum no está en blanco, simplemente no parecen ser logros válidos para vivir de ellos o, al menos, de una manera estable. La figura del artista se dibuja como el eterno Sísifo, destinado a acariciar breves episodios de libertad, sólo hasta que se le acabe la beca vigente.

Si algo tienen en común los trabajos de Olalla Gómez es el compromiso firme con el momento presente y la perspectiva situada, lo hemos visto con la noción de precariedad aplicada a su propia vida y ocurre lo mismo cuando aborda temas sociales o de género. La clave no está en señalar los problemas externos, apunta la artista, sino en “señalarse a uno mismo y preguntarse qué estoy haciendo yo dentro de la sociedad para que esto esté sucediendo. En cada caso es necesario ubicarse dentro del marco referencial correspondiente, por ejemplo, si hablo de género, tengo que posicionarme como mujer, blanca, de clase media, lesbiana.”

La obra El género es la violencia es el resultado de un encargo en el que se les pedía a varios artistas que escribiesen su propio manifiesto. Gómez decide publicar esta frase corta y directa como declaración única. El enunciado juega con el lenguaje, estrategia recurrente en las obras de la artista, para darle la vuelta a la expresión “violencia de género” y desvelar así, la verdadera razón de que exista. Con esto no pretende quitar importancia o credibilidad a la oleada inadmisible de violencia de género, sino precisamente señalar la causa. El fenómeno es sistémico y se ha normalizado sin reflexionar sobre el porqué. El género es una construcción que nos inoculan en silencio desde que tenemos conciencia, las consecuencias de esta ideología pasan desapercibidas ya que se trata de una división dicotómica profundamente arraigada. La desigualdad entre hombres y mujeres viene de tan lejos y está tan asimilada que en muchas ocasiones somos incapaces de ver la injusticia que corre por cada poro de nuestra vida diaria: en las pequeñas acciones, los gestos, el lenguaje…

© Olalla Gómez | Nerea Ubieto | presentaciones | Mujeres Mirando Mujeres | MmiraM19

El genero es la violencia. Instalación/Publicación. 2018

En este sentido, la performance Ir de etiqueta propone un giro radical a los contenidos de una terminología integrada que solo genera violencia y disparidad. La pieza consiste en una acción en la que un hombre -blanco y trajeado- etiqueta indistintamente a todas las mujeres que entran en la sala de exposiciones con diferentes términos, entre ellos: puta, zorra, perra, estrecha, calientapollas, princesa, cotilla, dócil, vulnerable, histérica, bruja, buscona, etc. Las asistentes están en pleno derecho de quitarse la pegatina o de mantenerla hasta el final del recorrido, pero para ayudarles a decidir se les proporciona un breve diccionario confeccionado por la artista en el que se muestran definiciones que no identificamos con los significados que solemos atribuir a estas palabras, por ejemplo:

Zorra 1. f. Mujer astuta. Suele ser amiga de la puta y la perra.
Princesa 1. f. Mujer infantilizada socialmente, de carácter pasivo, siempre a la espera. Necesita un príncipe que la salve y le diga qué hacer. Suele asociarse a la dócil y la comprensiva.

© Olalla Gómez | Nerea Ubieto | presentaciones | Mujeres Mirando Mujeres | MmiraM19

Ir de etiqueta. Performance/instalación. 2016

Teniendo en cuenta dichas acepciones, las visitantes deciden donde pegar su etiqueta entre las opciones escritas al final de la sala – subvertir, eliminar o reproducir – para poder deconstruir y resemantizar dichos términos fruto de una sociedad machista.

En la misma línea discursiva, reflexionando sobre la construcción social de la diferencia, ha preparado la  individual que se puede ver hasta el 15 de junio en la galería Antonia Puyo de Zaragoza. La exposición reúne obras inéditas que invitan al espectador a pensar la multiplicidad como punto de partida para empezar a cambiar muchas perspectivas incuestionadas.

Y punto de partida es también, el momento presente, para esta artista con una prometedora proyección por delante: Olalla, Go!

© Olalla Gómez | Nerea Ubieto | presentaciones | Mujeres Mirando Mujeres | MmiraM19

Spin out. Videoaccion en colaboración con Andrés Senra. 2014

© Olalla Gómez | Nerea Ubieto | presentaciones | Mujeres Mirando Mujeres | MmiraM19

Por.venir. Escultura. Hormigón, cemento, varillas acero, medidas variables. 2015.

© Olalla Gómez | Nerea Ubieto | presentaciones | Mujeres Mirando Mujeres | MmiraM19

La marea. Videoacción. 3´13´´ hd. 2015.

© Olalla Gómez | Nerea Ubieto | presentaciones | Mujeres Mirando Mujeres | MmiraM19

Ensayo de horizonte común. Escultura, tierra de 78 países, gradilla de madera, tubos de ensayo de vidrio. 2,22 m x 20 cm x 4cm. 2018

© Olalla Gómez | Nerea Ubieto | presentaciones | Mujeres Mirando Mujeres | MmiraM19

El estado de las cosas. Instalación, diversos materiales, medidas variables. 2015.

© Olalla Gómez | Nerea Ubieto | presentaciones | Mujeres Mirando Mujeres | MmiraM19

Por mis huevos. Performance/instalación. huevos y hueveras. 2014.

© Olalla Gómez. Web. Bio en MMM
Nerea Ubieto. Web. Bio en MMM

Imagen destacada: Por mis huevos. Performance/instalación. huevos y hueveras. 2014.

Dejar una respuesta